martes, 20 de octubre de 2015

BUFETE DE ABOGADOS ESPECIALISTAS EN DIVORCIOS EN ALMERÍA

Cada vez son más las parejas que optan por no casarse y que deciden unirse como pareja de hecho para disfrutar de ciertos derechos al inscribirse en el Registro de Uniones de Hecho. Sin embargo, si pasado el tiempo quieren separarse, tendrán que tener en cuenta una serie de cuestiones, sobre todo si tienen bienes o hijos en común, ya que forman una unidad económica. Por ello, contar con asesoría jurídica puede serles de gran utilidad.


Si estaba casado y quiere divorciarse, también deberá ocuparse de varios asuntos, por lo que es importante contar con un abogado que pueda asesorarle y ayudarle con los trámites que pueden ser difíciles y costosos si no se está acostumbrado a realizarlas. Lo primero, será saber que opciones tenemos a la hora de volver a empezar de nuevo. La separación y el divorcio son las principales. Para ambas es necesario hacer gestiones pero  se distinguen en que con la primera se rompe la unidad económica pero no la matrimonial, por lo que si uno de los dos quiere casarse deberá solicitar el divorcio.

Si opta por romper la relación definitivamente y divorciarse hay diferentes maneras de hacerlo. La más sencilla y recomendada por los expertos es el divorcio express. Para solicitarlos, los cónyuges deben haber estado casados un mínimo de tres meses y estar de acuerdo en poner fin al matrimonio. Deberán redactar un convenio regulador en el que se especifiquen temas como la custodia de los hijos, el reparto de bienes o pensiones compensatorias y llevarlo ante un juez para que lo ratifique.
Sin embargo, puede ocurrir que uno de los integrantes del matrimonio no esté de acuerdo con llevar a cabo la separación o con las condiciones en las que se vaya a producir la misma. Si esto ocurre nos encontramos ante un divorcio contencioso y la asesoría jurídica deja de ser una recomendación y pasa a ser prácticamente una obligación. Este tipo de litigios son muy costosos, no solo económicamente, emocionalmente también son muy duros sobre todo si la pareja en cuestión tiene hijos. Por ello, es importante dar con un bufete de abogados que sepa velar por sus intereses y que sea lo más rápido e indoloro posible.

Sean o no una unidad matrimonial, es necesario que cuenten siempre con un abogado sus intereses y que les ayude a velar por sus intereses y a agilizar los trámites para que el proceso no se eternice y afecte a su vida personal y la de los suyos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario